octubre 6, 2022

Las persianas de seguridad son seguras, ¿pero son fácil de maniobrar?

Uno de los trabajos más resaltantes de los cerrajeros profesionales en la actualidad es el hecho de haber podido crear, en conjunto a otros profesionales de las áreas tecnológicas, cerraduras y otros dispositivos de seguridad con características inteligentes para adaptarse a las nuevas necesidades de los seres humanos en este mundo tan hiperconectado.

Otra de las creaciones que goza de gran fama son las persianas inteligentes. Estos dispositivos de seguridad están hechos de metal y cuentan con un revestimiento particular que impide pudiera ser abierto por la fuerza.

Si bien las persianas de seguridad aportan nuevos métodos para proteger tu vivienda, o negocio, muchas personas se han preguntado antes de adquirirlas si realmente son tan sencillas de manipular como lo dicen en los videos. Te contamos los detalles.

Más seguridad, a veces puede ser más complejo

Ciertamente, las persianas de seguridad son bastante sencillas de maniobrar. Actualmente, gracias a la tecnología, este tipo de dispositivos de seguridad son capaces de ser operados por medio de mandos a distancia (control remoto). Un ejemplo de ellos son las rejas mecánicas que podemos encontrar en algunos estacionamientos, también podríamos verlos en algunos establecimientos comerciales que al momento de abrir o cerrar el negocio estas persianas se despliegan o se retraen de forma automática.

Aunque pudieran aportar niveles extraordinarios de seguridad, en ocasiones podrían existir personas inescrupulosas que esperan la oportunidad adecuada para poder obstruir el mecanismo, dañar la persiana, y poder irrumpir en el espacio que se pretendía proteger.

Aunque pudieran parecer complejas en su forma de manejarlas, no lo son. La mayoría cuenta con un sensor infrarrojo al cual puedes accesar por medio de un control remoto, lo cual permite el despliegue o retracción de la persiona. Existen otras un poco más complicadas en cuanto a su operación, sin embargo cuentan con algunas vulnerabilidades; por ejemplo algunas cuentan con un sistema de apertura por medio de Bluetooth que podría ser fácilmente intervenido y hurtado el acceso del propietario por parte del perpetrador del hurto.

A pesar de los grandes avances tecnológicos en materia de seguridad, y domótica, muchos usuarios aún se quejan respecto a lo peculiarmente difícil que podría resultar la instalación, así como los costos de mantenimiento y reparación en caso de existir alguna intrusión que pudiera haber comprometido el funcionamiento de la persiana de seguridad. Es importante resaltar que para poder perpetrar un hurto en un lugar donde se encuentre una persiana de seguridad, se debe contar con herramientas pesadas, así como también de un buen plan y tiempo para ejecutarlo; lo cual hace menos probable el hecho de poder llevar a cabo su robo.

error: Content is protected !!